Colaborar mediante el diálogo social para reforzar la gobernanza mundial y construir un mundo sostenible

El mundo se encuentra en una encrucijada histórica. Los niveles de pobreza van en aumento en medio de la creciente desigualdad e inestabilidad climática.

Necesitamos un nuevo modelo de gobernanza mundial para corregir el desequilibrio de poder actual y la distribución desigual de la riqueza a nivel internacional.

Para asegurarnos de no dejar a nadie atrás es necesario adoptar enfoques inclusivos y transformadores en materia de género con respecto al desarrollo.

Solo un multilateralismo renovado basado en el diálogo social puede lograr un nuevo pacto social basado en el ODS 8.

El diálogo social conformará una recuperación que beneficie a las personas y el medio ambiente y no deje a nadie atrás.

Hacer un tweet | Ver el vídeo