La CSI, la CSA y CUT-Chile declararon ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos

El 29 de octubre, la CSI , la CSA y CUT- Chile declararon ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos en Washington, DC, sobre las violaciones generalizadas de la libertad sindical tanto en la legislación como en la práctica. Los miembros de la Comisión expresaron su preocupación de que una legislación laboral que tiene sus raíces en la era Pinochet permaneciera vigente, considerándolo como una “mancha” sobre la nación

El Comisionado Antoine, Relator de Chile y jefe de la Unidad de Derechos Económicos, Sociales y Culturales, en particular, manifestó su profunda preocupación y además habló sobre la importancia de la OIT, especialmente de su jurisprudencia sobre el derecho de huelga. Los Comisionados también señalaron reiteradamente que los representantes del Gobierno no respondieron a las alegaciones específicas de los peticionarios sindicales.

Aun cuando las audiencias temáticas no dan lugar directamente a una “decisión” vinculante, la Comisión se reunió posteriormente con la delegación sindical y expresó su interés en la posibilidad de hacer una visita oficial a Chile en 2014 para ejercer una presión aún mayor sobre este tema de la libertad sindical en Chile, e incluir la promoción de los derechos sindicales a la labor de la Unidad de Derechos Económicos, Sociales y Culturales.

En su comunicado final, la Comisión Interamericana hizo mención especial del caso de Chile:

La Comisión también recibió información sobre obstáculos y restricciones al libre derecho a la asociación, que estaría afectando el derecho de los trabajadores a sindicalizarse. Específicamente, organizaciones en diversas audiencias mencionaron la existencia de mecanismos legales que estarían desarrollando algunos Estados a fin de obstaculizar y restringir el libre derecho a la asociación... Por otra parte, la CIDH recibió información sobre las presuntas restricciones a la libre asociación de trabajadores y líderes sindicales en Chile y Venezuela, imponiendo en ambos Estados limitaciones legales para la capacidad de los trabajadores a pertenecer libremente a una asociación sindical. La CIDH fue también fue informada sobre las presuntas restricciones legales en Venezuela para el otorgamiento de recursos a organizaciones civiles. La Comisión reitera que el derecho de asociación es un derecho humano, fundamental para la consolidación de sociedades democráticas, y que cualquier restricción debe estar justificada en un interés social imperativo.

En particular, en una audiencia referida a la libertad sindical en Chile, se recibió información por parte de los solicitantes que indica que la legislación chilena en materia de derechos sindicales se mantendría vigente desde la época de la dictadura. De acuerdo a la información recibida, esta legislación restringe considerablemente el ejercicio del derecho a la libertad de asociación. En particular, indicaron que existen restricciones al derecho de huelga y limitaciones a la negociación colectiva, entre otras normativas que citaron como problemáticas. [Por su parte, el Estado presentó información detallada sobre la legislación cuestionada, y enfatizó que durante el actual gobierno la desocupación habría disminuido en 3,3%, debido a que se habrían creado cerca de 826.000 empleos, de los cuales el 67% corresponde a empleo asalariado. Añadió que el aumento en el empleo se había visto acompañado de medidas tendientes a ampliar la protección de los derechos de los trabajadores y la mejora en sus condiciones de trabajo. La delegación estatal dijo además que la seguridad en el trabajo habría aumentado en todas las actividades económicas y que los esfuerzos con miras a mejorar la calidad de vida de los trabajadores se verían reflejados en las diversas leyes aprobadas e iniciativas de ley presentadas al Congreso Nacional.

El video de la audiencia

El comunicado de prensa final de la Comisión

La CSI, la CSA y CUT- Chile están estudiando la presentación de casos contenciosos ante la Comisión sobre las violaciones de los derechos sindicales en Chile.