Kazajstán : Declaración del Consejo Regional Paneuropeo de la CSI

El 11º Comité Ejecutivo del Consejo Regional Paneuropeo abordó en sus discusiones las continuas violaciones de los derechos sindicales en la República de Kazajstán y condenó unánimemente la represión contra los dirigentes de la Confederación de Sindicatos Independientes de Kazajstán (KNPRK), la cancelación forzosa de su registro y su inobservancia de los principios fundamentales de la libertad sindical en el país.

Sin precedentes en la práctica regional y mundial, un dirigente sindical ha sido condenado a una pena de prisión simplemente por convocar a una huelga. Nurbek Kushekbaev, dirigente de la Confederación, fue condenado a 2 años y medio de prisión y a una multa de 80.000 USD.

Emin Eleusinov, representante sindical de LLP Oil Construction Company es acusado con cargos penales falsos, mientras que Larisa Kharkova, presidenta de CNTUK, está siendo sometida a interrogatorio. Otros activistas son objeto de presiones por parte de funcionarios gubernamentales, empleadores y la policía. Con estos ataques, el Gobierno sitúa al país entre las filas de los peores violadores de los derechos sindicales.

El Comité Ejecutivo del CRPE exhortó al Presidente Nazarbaev, de Kazajstán, a tomar las medidas necesarias para garantizar que se ponga inmediatamente alto a las violaciones de la libertad sindical. En particular, debe revocarse la cancelación del registro de la Confederación de Sindicatos Independientes de Kazajstán (KNPRK) y ha de suspenderse todo nuevo procedimiento de cancelación de registro en relación con la Confederación y sus sindicatos afiliados hasta que la legislación nacional relativa a las organizaciones sindicales no sea plenamente puesta en conformidad con el Convenio núm. 87 de la OIT.

Asimismo, le exhortó a que libere de forma inmediata e incondicional a los sindicalistas que se encuentran arrestados y son acusados de cargos penales por actividades sindicales.

El Comité hace un llamamiento a todas las organizaciones afiliadas para que expresen su solidaridad y apoyo a los/las dirigentes sindicales detenidos, víctimas de acoso y represión y transmitan a los gobiernos que cooperan con Kazajstán y a las empresas que tienen actividades en el país la posición del movimiento sindical de no aceptar las violaciones de los derechos sindicales por parte de países democráticos.